Los polos magnéticos podrían estar a punto de voltearse. Según los registros geológicos, parece que estamos retrasados, y esto debió haber ocurrido hace mucho tiempo.

Por observaciones recientes, sabemos que el campo magnético se está debilitando. Estos y otros hechos han sugerido que el cambio podría ocurrir más temprano que tarde, pero los investigadores también han encontrado evidencia que sugiere que este no es el caso. De cualquier manera, no hay necesidad de entrar en pánico.

La inversión de los polos magnéticos puede sonar aterradora, pero ¿será peligroso? Bueno, no realmente (con algunas advertencias). El cambio de polos, o en términos técnicos, la inversión geomagnética, es bastante común a lo largo de la historia de nuestro planeta. La vida ha sobrevivido y prosperado a pesar de que sucedió. No va a haber una extinción masiva u otra catástrofe global.

La vida continuará

La evidencia del registro fósil muestra que los organismos vivos no sufrieron como resultado de los polos cambiando alrededor. Tampoco se sugiere que el cambio provocó más terremotos, erupciones volcánicas o cambios dramáticos en el clima. La vida y el planeta continuarán como lo conocemos.

El signo de interrogación es la tecnología. El campo magnético de nuestro planeta nos protege contra las partículas cargadas eléctricamente del viento solar. Esto es particularmente importante durante las tormentas solares, donde hay un flujo de partículas energéticas más alto de lo normal. Estos son nuevamente inofensivos para nosotros, pero podrían ser devastadores para nuestra tecnología.

Dependencia de la tecnología como riesgo

No tenemos mucho que seguir para evaluar tal escenario. El mejor ejemplo podría ser el evento de Carrington, una poderosa tormenta geomagnética que ocurrió en 1859. La tormenta fue tan poderosa que las auroras eran visibles en el hemisferio norte hasta el Caribe. Los sistemas de telégrafo fallaron y, en algunos casos, dieron a los operadores descargas eléctricas. Por otro lado, algunos operadores de telégrafos eran capaces de operar el sistema sin energía. Si tal tormenta ocurriera hoy, los daños podrían ser mucho más significativos. El costo estimado de dicho daño sería de billones de dólares. Sin embargo, los eventos dañinos como estos son más la excepción que la regla.

El giro de los polos magnéticos no significa que la Tierra ya no tendrá un campo magnético. Vamos a resolver esto con una brújula. En este momento, tu brújula tiene una bonita y pequeña flecha roja que apunta al Norte. Cuando se produce una inversión geomagnética completa, la flecha apuntará hacia el sur. Pero entre estos dos eventos, hay un período caótico en el que se pueden formar múltiples polos a la vez, confundiendo la brújula e incluso los animales que utilizan el campo magnético para la navegación. Este es un momento complicado, pero la fuerza del campo será solo un 5% más baja de lo que es actualmente. Además, el flip no pasa de la noche a la mañana. El período caótico durante la reversión puede durar miles de años o, como mínimo, unos pocos cientos de años. en raras ocasiones. Y a veces, el campo magnético se acerca a una inversión y luego retrocede.

¿Qué nos sucedería si los polos magnéticos se voltean?

La última vez que sucedió una reversión completa fue hace 781.000 años. Desde entonces, los eventos han sido mucho más cortos, con un cambio temporal de hace 41.000 años que hizo retroceder los polos durante 250 años antes de volver a la forma en que están hoy.

La razón por la que se produce este fenómeno no está clara. El campo magnético de la Tierra se genera por la rotación de su núcleo externo de hierro fundido. El núcleo se está enfriando gradualmente, lo que crea un movimiento en el núcleo externo debido a la convección, como una olla en ebullición. Sin embargo, a diferencia de una olla en ebullición, este movimiento es una dinamo, donde se genera un campo magnético gracias a las cargas en movimiento como en un electroimán. Solo el 1% del campo magnético se escapa del interior de nuestro planeta y se vuelve observable en la superficie.

La explicación de la inversión de polos con el mayor apoyo tiene algo que ver con la turbulencia que el hierro fundido encuentra cuando se mueve. Es probable que este caos juegue un papel importante, pero cómo sucede exactamente sigue siendo un misterio. La inversión del polo tiene una sensación de ciencia ficción, apocalíptica, pero por lo que podemos decir, no hay mucho de qué preocuparse.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here